Un ciclón para plástico es un tipo de ciclón separador diseñado específicamente para el tratamiento de partículas sólidas de plástico en el proceso de reciclaje. Su objetivo principal es separar y recuperar las partículas de plástico de otros materiales.

Un ciclón para plástico consta de los siguientes componentes principales:

  1. Cuerpo cilíndrico: Es la parte central del ciclón, generalmente de forma cilíndrica, donde ocurre la separación de las partículas sólidas de plástico del flujo de aire o gas.
  2. Entrada tangencial: El flujo de aire contaminado con partículas de plástico entra al ciclón de manera tangencial en la parte lateral superior del cilindro. Esta entrada tangencial provoca que el flujo gire en espiral hacia abajo en el interior del cilindro
  3. Salida de aire limpio: En la parte superior del ciclón, se encuentra la salida para el aire limpio que ha sido depurado de las partículas de plástico.
  4. Salida de partículas de plástico: En la base del ciclón, se encuentra una salida específica para las partículas sólidas de plástico que han sido separadas del aire.

Características:

  1. Eficiencia de separación: Los ciclones para plástico son eficientes en la separación de partículas sólidas de plástico del flujo de aire, facilitando la recuperación y reciclaje de los materiales plásticos.
  2. Versatilidad: Estos ciclones pueden adaptarse a diferentes tipos de plásticos y tamaños de partículas, lo que los hace adecuados para diversas aplicaciones de reciclaje.
  3. Bajo mantenimiento: Su diseño simple y robusto permite un mantenimiento fácil y reducido.
  4. Tamaño y capacidad ajustables: Los ciclones para plástico están disponibles en diferentes tamaños y capacidades para adaptarse a las necesidades específicas de cada planta de reciclaje.